La alcaldesa de Alhaurín el Grande Toñi Ledesma, ha anunciado que “debido a la propagación mundial del virus COVID19, desde las distintas administraciones se han puesto en marcha medidas dirigidas a la contención y prevención de los contagios entre la población y también desde el Ayuntamiento hemos dispuesto medidas de contención que exigen de la colaboración y el compromiso de todos;  pero más allá de estas medidas, debemos poner en marcha iniciativas que puedan paliar la delicada situación por la que están pasando aquellos que se han visto obligados a cerrar sus establecimientos en cumplimiento de lo establecido en la Declaración del Estado de Alarma”.

“Por ello, desde el Ayuntamiento vamos a impulsar medidas económicas en el ámbito de nuestras competencias para paliar las enormes pérdidas que esto supondrá a los distintos sectores productivos de nuestra localidad como son: la modificación del calendario fiscal municipal para la ampliación del periodo voluntario de pagos al cobro de impuestos y tasas municipales; el prorrateo de las tasas de ocupación de vía pública, tanto de las terrazas como del mercadillo de los jueves, al periodo de ocupación efectiva; estudiar bonificaciones potestativas y reducciones en impuestos y tasas para establecimientos y locales afectados por la Declaración del Estado de Alarma; y participar en una iniciativa a través de la FEMP para solicitar al Gobierno de la Nación las modificaciones legales pertinentes que nos permitan modificar las ordenanzas fiscales municipales con efectos retroactivos desde el 1 de enero de 2020”, detallaba la regidora, recordando que “todas estas medidas podrán ampliarse o modificarse en función de la evolución de esta situación”.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies