fbpx

La alcaldesa de Alhaurín el Grande Toñi Ledesma ha visitado las obras de remodelación integral recientemente iniciadas en Calle San Antonio, un vial del casco histórico que comunica calle Molinos de Arriba con Calle Convento y que tras esta actuación contará con servicios públicos totalmente renovados y una estética en sintonía con el resto de calles del entorno, dentro del Plan de embellecimiento del Centro.

Se trata de una calle muy antigua donde se van a realizar trabajos de modernización de todas las infraestructuras existentes tanto de red de saneamiento, pluviales, agua potable, baja tensión, alumbrado público, telecomunicaciones y mejora de señalización viaria. La actuación culminará con la pavimentación del vial con adoquines en la misma línea que todas las calles aledañas como Convento, Doctor Dávila o Molinos de Arriba.

“Esta actuación se encuentra dentro del Plan de Calles y Plazas contando con una financiación municipal de 250.000 euros y un plazo de ejecución de 4 meses, dividiéndose en dos tramos para reducir las molestias a los vecinos, dado que es una calle muy estrecha y con cierta dificultad a la hora de movilizar maquinaria y materiales”, indicaba la edil.

Se trata de una nueva actuación enmarcada dentro del Plan de arreglo de Calles y Plazas dotado con 1.4 millones de euros, para la mejora integral de infraestructuras públicas en diferentes barrios del municipio, donde se incluyen además de Calle San Antonio, Calle Amargura,  Calle Jazmines y Calle Sol en Villafranco de Guadalhorce así como Calle Nacimiento, Calle Juan de Austria y Calle Cristo de la Agonía que se iniciarán en breve”.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies